Inicio > Derechos Humanos > Se cocina el G-20

Se cocina el G-20

Por Valeria López, coordinadora del Centro Anáhuac Sur en Derechos Humanos para el diario La Razón.

Este fin de semana se reúnen en México importantes personalidades de la política mundial para sugerir los temas que el G20 habrá de abordar en la reunión del próximo Junio.

Estarán Felipe González –expresidente de España-, Fernando Henrique Cardoso –expresidente de Brasil-, Francis Fukuyama –filósofo de talla internacional-, Tony Blair –exprimer ministro del Reino Unido-, entre otros.

Me congratulo por la presencia del expresidente Zedillo quien conoce a México desde las entrañas del poder: extraordinario economista, demócrata y prestigiado analista internacional. Su talento sumará a favor de México en la reunión.

Han sido convocados por el Instituto Nicolas Berggruen –organización independiente y no-partidista, un “think tank” y consultoría dedicada al estudio comparativo y diseño de sistemas de gestión adaptados al siglo 21.

Así, se reunirán con las más altas personalidades mexicanas: Carlos Fuentes, Carlos Slim, Manuel Arango, Andrés Manuel López Obrador, Josefina Vázquez Mota, Enrique Peña Nieto, Gabriel Quadri y el Presidente Calderón.

Políticos, intelectuales, candidatos, todos tienen algo que oír y que decir a los líderes más importantes de nuestros días. La tan alicaída política exterior mexicana podría recuperar un poco de vuelo si aprovecha esta oportunidad.

Hay dos coyunturas por las que esta reunión puede ser benéfica para nuestra política internacional; la primera, el anunciado declive económico que presenta la economía de Brasil; hay que decirlo, los días de Lula ya pasaron, la borrachera de éxito se acabó. No en vano Foreign Affairs insiste en este número sobre los indicadores de la inminente reducción económica por la que atraviesa la admnistración de Dilma Roussef.

Así, se abre una oportunidad internacional para recuperar el liderazgo de la zona.

La segunda, el cambio presidencial en México. En menos de dos meses, los mexicanos tendremos un nuevo presidente y esto hace que las miradas del mundo volteén con nuevos ánimos hacia nuestro país.

Para refrescar la imagen internacional de México es necesario que en esta reunión el país se posicione como un interlocutor, un mediador, y un creador de la agenda internacional.

Así, lo que logre la Cancillería con estas reuniones será en beneficio del próximo Presidente pero, sobretodo, del país.

La catorceava economía del mundo tiene todas las condiciones para despegar y crecer tanto como sus ciudadanos se merecen. Por ello, la buena labor política nacional e internacional es indispensable para maniobrar a favor de los ciudadanos de a pie.

Categorías:Derechos Humanos
  1. Aún no hay comentarios.
  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: